Drupal es una gran herramienta para ser utilizada en toda clase de organismos públicos: ministerios, secretarías, organismos, parlamentos, empresa públicas, programas, universidades, etc. En Argentina, grandes sitios como buenosaires.gob.ar, fi.uba.ar o inta.gob.ar, entre muchos otros, están realizados con Drupal.

En primer lugar, los organismos públicos suelen manejar grandes volúmenes de información que se desea exponer para un adecuado conocimiento y acceso por parte de la ciudadanía. Por lo tanto, como CMS, Drupal es una herramienta apropiada.

Al ser un software open source, Drupal no solo significa un ahorro de costos para el Estado, sino que además significa una mayor transparencia en el desarrollo técnico de la solución y en la disponibilidad de la información que los sitios van a albergar. Todo el mundo conoce el funcionamiento de Drupal y su gestión de los datos.

Por último, ya en un plano filosófico, se supone que el Estado tiene un mayor alineamiento con las soluciones que son abiertas y colaborativas. Con su elección de las mismas, no solo puede aprovecharlas, sino también darles un enorme impulso.

Por lo general, los organismos públicos tienen sitios grandes y complejos. Esto vuelve a ser una ventaja para Drupal, por sobre competidores populares como Wordpress.

Hasta aquí ventajas de Drupal como software para la construcción de una solución a medida para organismos públicos.

Sin embargo, Drupal también ofrece distribuciones: soluciones preconfiguradas destinadas a un fin específico. Por ejemplo, destinadas a organismos públicos.

Tal vez la más conocida de esas distribuciones específicas para organismos públicos sea Open Public. Lamentablemente, esta distribución quedó en su versión de Drupal 7 y por el momento no parece haber planes de continuar con ella. Este es un buen ejemplo de los riesgos que puede implicar apostar demasiado por una distribución.

Como evolución de Open Public, podemos encontrar la distribución deGov, específicamente adaptada a las necesidades del estado alemán. Está basado en otra distribución, Lightning, conceptualmente más orientada a medios. Por supuesto, deGov es totalmente aprovechable por parte de organismos públicos de países menos desarrollados o exigentes.

En la misma línea, existe también aGov, pero con foco en los organismos públicos australianos. Tal vez con la idea de generalizar su uso, esta solución continuó su desarrollo bajo el nombre de GovCMS.

En resumen, ya sea con distribuciones o sin ellas, Drupal es una gran herramienta para todos aquellos organismos públicos que estés buscando una mayor y mejor presencia online. En Drupal Soul hemos trabajado con organismos públicos en el pasado y estamos listos para ayudarlos a encontrar la mejor solución.